30 dic. 2006

la lectura siempre es rebelde (a menos que sea un libro de Krauze)

Mucho se ha comentado ultimamente acerca de un ensayo que hizo Gabriel Zaid en Letras Libres acerca de la lectura. En muchas cosas es acertado, en otras no tanto. Sin embargo creo que el error de ese ensayo en algunos aspectos, y de los intelectuales en general, es la santificación de la lectura y la cultura.
Siento que hay algo que se le olvida a mucha gente: que al fin de cuentas los libros son un mercado, y, desgraciadamente, hay que verlo como tal en muchas ocasiones. Un mejor uso de mercadotecnia haría sin lugar a dudas un incremento, sino magnífico, si notable de los índices de cultura y lectura en el país. ¿Por dónde empezar? Por las aulas: Hay que quitarle desde la primaria la etiqueta de ñoño y aburrido a la lectura.
Otro punto importante es hacerle ver a los jóvenes la lectura como algo maligno. En serio. La lectura siempre es algo rebelde, a menos, claro, que sea un libro de Krauze, o muchos otros que ni siquiera vale la pena mencionar. (Es más, ¿para qué menciono a Krauze si no vale la pena mencionar tal nombre siquiera.)Decía algún escritor que en la URSS, alguna vez un padre quería que su hijo leyera, asi que transcribió La guerra y la paz a máquina, pues muchos libros en ese tiempo estaban prohibidos. Su esposa le dijo "oye, pero ese libro no está prohibido". Él le respondió "Si, así es, pero si quiero que mi hijo lea, tengo hacerle parecer que es algo suversivo leer". Curiosamente, el acto de leer siempre es subersivo.

17 dic. 2006

La Guernica según Iván Cruz

Ultimamanete parece que a los jóvenes no les importa lo que pase en el mundo, y mucho menos lo que pasó antes. Los acontecimientos que puedan ocurrir en Medio Oriente o en Atenco les son completamente ajenos. Su cabeza por lo general ronda otro tipo de intereses, la mayoría banales. Y cuando se ven interesados en otro tipo de cosas sucenden atrocidades como que el 60% de los jóvenes en México se consideren de derecha. Pero entre esa vorágine de bandas de "rock" completamente idiotas, la aligeración de la rebeldía, y una supuesta actitud desenfada como un pretexto para ser parte de un mercado y hacerse pendejo, nacen creadores que entienden su juventud como la oportunidad de sino cambiar las cosas, por lo menos criticarlas. En ese contexto entiendo Tiempo de Guernica (Praxis, 2005) de el joven poeta Iván Cruz Osorio.
....
Este poemario se desarrolla como un recorrido por la atrocidad del mundo actual y la visión que tiene de ello un integrante de una generación que apenas recuerda la Caída del Muro de Berlín, pero que vio en vivo y en directo el 11/S y la guerra en Iraq. Justamente esos temas son algunos de los que tocan los poemas de este libro. Claro que la amplitud de la soga con la que Iván ahorca la devastación del mundo en sus versos es bastísima, pues también se encuentran en ellos el control de masas, la Plaza de las Tres Culturas y demás atrocidades que han ocurrido en la historia reciente del planeta, tomando como punto de partida la tragedia que ocurriera hace mucho tiempo en una perqueña ciudad española y que Picasso retrataría de manera magistral en un cuadro escalofriante.
....
Es importante señalar que Iván no cae en ningún momento en la ñoñez o en la pasión exacerbada, sino que prefiere configurar su visión de las cosas apartir de la ironía con un poco de humor negro lo que hace que sus versos sean sumamente certeros. Esto funciona porque al no tener pelos en la lengua para hablar de todas esas cosas el uso de las pasiones desmesuradas en sus versos se hace dispensable. Sin embargo eso no significa que aborde el asunto con lejanía o desdén, al contrario; no importa en dónde suceda, para él una tragedia es una tragedia.
.....
En cuanto al la manera de escribir de Iván, me parece que ha dado buenos pasos en su estilo personal comparado con anteriores trabajos. Las búsquedas temáticas y retóricas le han dado buenos frutos. Aquí hay mucho epigrama, mucho de Catulo, mucho de Lizalde, todo de manera muy bien trabajada. Sin embargo es obvio que su manera de escribir es políticamente correcta aún. Aunque no hay porque impacientarse; hay mucha audacia en este libro, pero sólo el oficio y la determinación del poeta dejarán que ésta aflore completamente. Vaya, el libro es aventado, pero sin salirse del huacal. Claro que en realidad no hay por qué preocurparnos por el asunto cuando, en realidad, aún no es tiempo de revelarse. Y no me preocupo porque tengo la seguridad de que tarde o temprano Iván se saldrá del huacal y hará grandes cosas.
.......
También es bueno señalar que el libro a tenido un buen aceptable éxito de ventas. Para ser un libro de poesía de un joven poeta y que además se edita en una editorial independiente el hecho de tener vendidos 400 ejemplares es simplemente grandioso. Quien sabe a qué se deba esto, puede ser que Iván cuenta con una fama discreta entre los poquísimos lectores de poesía que hay en México, o tiene muchísima familia y aún más amigos, o las dos cosas. A mí en lo personal me sorprende que tenga tal número de ventas, y lo celebro.
.......
Tiempo de Guernica es un gran libro sin lugar a dudas y abre la carrera de un joven poeta que ya tiene un merecido lugar entre las voces sobresalientes de su generación.

9 dic. 2006

El PAN celebra que a la UNAM se la cargue la chingada

Así tal cual. Así como ustedes ven el título de este post, así tal cual. Me imagino que la mayoría de los que leen este blog y son connacionales ya se habrán enterado. Incluso creo que vi en el País y en Página 12 una nota sobre esto, de tal modo que es probable que algunos extranjeros que visitan esto también estén enterados de esta atrocidad.
Raúl Padilla Orozco, diputado del PAN y egresado del Tec de Monterrey, además de ser presidente de la Comisión de Presupuesto de la Cámara de Diputados, ayer en rueda de prensa celebró que a la UNAM se le disminuyeran los recursos para el 2007. Cito: "Qué bueno que a la UNAM se le disminuyeron los recursos para el 2007 en el programa económico de Felipe Calderón". ¿Qué puedo decir frente a esto? Si me rebajo al nivel troglodita de este dizque-diputado, diría que simplemente es un imbécil. ¿Cómo es posible que este señor diga eso? ¿Cómo puede ser que alguien demuestre santo nivel de ingnorancia sobre la Máxima Casa de Estudios de mi país? Porque además se justificó diciendo que se le daría dinero a la UNAM si tuviera resultados . A ver, ¿725 premios internacionales y nacionales sólo este año, además de ser la UNICA universidad iberoamericana que está rankeada entre las 100 mejores del mundo no dice nada? No es nada contra el Tec, pero...¿Y el Tec qué a hecho? ¿Esta entre las mejores universidades del mundo? ¿A transformado el rumbo del país de manera benéfica? No es nada contra esa institución, la cual me parece respetable, pero ese egresado suyo deja mucho que desear. Tampoco es porque yo estudie en la UNAM que me indigne tanto esto. Hay mcuhas universidades muy respetables y de gran calidad en mi país (IPN, BUAP, UV, etc), pero esto si es, en toda la extención de la palabra, una chingadera.
Digo, cómo se puede poner en tela de juicio el valor de la UNAM. ¿Acaso de alguna otra universidad en este país ha salido algún premio Nobel? No, verdad. Los 3 con los que contamos estudiaron en la UNAM.
Este nivel de atrofiamiento mental es inadmisible en alguien que, me han dicho por ahí, es un representante popular. Pero así es; la UNAM saldrá adelante a pesar de todo. Y que por supuesto no se quedó con los brazós cruzados. Pocas horas después de santa demostración de idiotez, la UNAM mandó un comunicado en el que expresaba su total desacuerdo con este tipo. Yo soy una persona muy vulgar y poco educada así que lo interpreto como un "chinga tu madre".
Lo peor de todo es que esto no es sólo para la UNAM, sino que el presupuesto de la SEP bajó, el de Conaculta bajó, el de todas las universidades publicas también, y, para colmo, designaron a Josefina Vazquez Mota como Secretaria de Eduación. Ella podrá ser muy buen político, pero no es la persona más apta, más bien; no es una persona nada apta para el cargo. En lo personal, celebré que Sergio Vela fuera nombrado director de Conaculta, pero, de qué sirve eso si no hay fondos.
Hasta el momento lo único que queda claro es que la educación y la cultura serán las cosas menos importantes para el gobierno de Calderón, pero, ¿y qué se podía esperar de él?
Así están las cosas. Si la cultura y la educación avanzan en este sexenio será por la gente que trabaja en ella fuera del gobierno. No esperemos que esto mejore. No pasará ningún milagro aquí.
Por último me pregunto, si es que vale la pena la pregunta, ¿Podrá crecer este país de alguna manera en estas condiciones? La respuesta queda en cada uno de nosotros. Por lo pronto yo seguiré mentando madres y dañando mi hígado y colon con tanto coraje. Y lamentaré haberme puesto al nivle de este imbécil que no sabe que existe una escuela con 254 mil alumnos que, lo quieran o no, ha sido, es y será, una pieza fundamental en las cosas buenas que le han pasado a éste mi pobre y jodididisimo país. Hasta pronto.

4 dic. 2006

Pequeño ensayo sobre la falta de poesía

Cuando uno es niño y se pone a pensar a qué se dedicará cuando llegue a la edad adulta rara vez se llegan a conclusiones, digamos, poco quijotescas. Eso es normal, es necesario. Lo es porque los niños no saben de límites. Los artistas son, o deberían ser así. No hay empresa artística que no sea quijotesca.
......De modo un especial los poetas contemporáneos son hoy en día descendientes del Caballero de la Triste Figura. Para empezar porque su labor e importancia han cambiado mucho. Ya no son, como diría Pacheco, la voz de la tribu. ¿Por qué? La posible respuesta a la que he llegado es que ya a nadie le interesa lo que digan los poetas. O por lo menos ya nadie lee poesía. Al fin de cuentas, de qué sirve leer poesía si muchos poetas escriben de cosas que a la gente no le importa, como si estos poetas escribieran más que para causar placer (o cualquier otro fin que se le encuentre al arte) para no tener que ir al siquiatra o para hacerse los interesantes o por cualquier tipo de razones extrañas que pocas veces tienen que ver con el lector y con la poesía.
......Sería bueno volver a la manera que tienen los niños para hacer poesía (y sin quererlo), o la que tiene la gente común que no se sabe poeta pero que hace poesía (también sin quererlo). Es común ver que los niños tienen, como ya lo han apuntado miles de poetas, una capacidad natural para deformar el lenguaje a su gusto y transformarlo en poesía. Por ejemplo un niño de digamos 3 años que se enchila por primera vez, suele decir cosas maravillosas como: “¡Tengo la boca llena de relámpagos!” O un niño que ya se quiere dormir y sólo le avisa a sus padres diciéndoles “voy a caer en sueño”, mientras un bostezo se desprende de sus labios.
......Es esa capacidad creadora la que los poetas contemporáneos deben recuperar, y, del mismo modo, tienen que volver a captar la belleza del lenguaje que ocurre en la calle y en todos lados. Porque el poeta se supone que debe ser aquel quien escribe y pone en papel y se queda con los derechos de autor de las cosas que la gente siente y no sabe explicar, o no sabe que lo está haciendo.